martes, 22 de febrero de 2011

Exquisitos Fetiches...

Columnista Pandora.

En mi primera entrada decidí publicar algo diferente a los temas tratados en el blog, de modo que pueda escribir algo más aparte de trabajos y tesis…En las ultimas dos semanas en la universidad solo pienso en lecturas, estudio, proyecto de grado, libros, búsquedas web… aún así sueño todos los días (lo sé, todo el mundo sueña, pero no todo el mundo se acuerda). Hasta creo que es mi único espacio de tiempo libre, pero en realidad lo disfruto mucho…

[Soñé con ella.]

Soñé que me trataba de fetichista, por tener una enorme preferencia por pequeñas y banales cosas… deliciosas, cosas que disfruto tanto en los pocos minutos que tengo para despejarme en el día… y sí, lo soy.

..Exquisitos Fetiches como…

- Escuchar los pantalones de una mujer rozando sus piernas cuando se lo baja en el baño de enseguida…

- Morderme los labios cuando sé que alguien me esta mirando con interés…

- Rozar paredes lisas con pinceladas profundas, dejando ver las formas que se ocultan en aquellas paredes…

- Rozar una almohada por mis piernas antes de dormir…

- Mirarte desde lejos…

- Mirarte más cerquita…

- Rozar el cabello de una mujer llevándolo atrás de su oreja…

- Morder una manzana madura y fría…

- Relamerme los labios después de un primer sorbo de vino…

- Escuchar la respiración exhausta de una deportista después de correr…

- Dibujarte o escribirte después de haber soñado contigo…

- Escuchar tangos al amanecer…

- Escuchar salsa vieja al atardecer antes de una siesta…

- El sonido de un lápiz de color que rellena una hoja con su respectivo color…

- Salir de clase con la seguridad de haber, no solamente aprendido, sino comprendido todo aquello de lo que se hablo…

- El cheesecake de agras que venden en frente a la universidad…

- Besos en la espalda… En la tuya o en la mía…

- Chocolates matutinos

- Expresar mis pensamientos noctámbulos a través de la escritura.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Creo que para apreciar realmente el hecho de estar vivos, vale la pene darse la oportunidad de observar y sentir los pequeños detalles. Siendo consciente de esto, entonces sí, soy una fetichista empedernida y estoy orgullosa de serlo! :)

S.H dijo...

que delicia estar vivos... disfrutar de exquisitos fetiches como sentir la brisa que rosa tu rostro en una tarde llena del sonido de las cigarras mientras el sol naranja se oculta en el horizonte...

es en esos detalles hermosos que parecen pequeños y que están siempre con nosotros que se disfruta más la vida.

nicolas dijo...

Sí, las horas libres son escasas cuando se está en la universidad, lo sigo, porque para mí escribir es un gusto, pero lo tomo con seriedad, los fetiches son otro gusto que se toman con serenidad de la vida, con la sensación producida.

Es una y mil acciones, fricciones, experiencias y creencias, es soñar dormido y despierto, es comer sin mesura y aún así quedar con ganas de más.

No hay por qué frenarnos (claro mientras estemos dentro de ese campo en el que nuestras acciones no afecten de manera negativa a nadie, Odio esta parte, aunque la comprendo pretendo obviarla)

A.oflodA dijo...

Qué piensan ustedes ¿tienen que ser los fetiches actos conscientes? Considero que en cierto grado sí tienen que serlo pues de la otra manera, sencillamente, ¿cómo me doy cuenta de que me gusta? Ahí les dejo esto para que pensemos...

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
De Colombia para el mundo